jueves, enero 25, 2007

Destierro


A modo de breve introducción

Don Francisco Javier Ruiz Moreno, Javi para mí, ha consentido, mediante amenazas telefónicas, acceder a ver publicado este relato maravilloso, mandado en forma de e-mail. Su estilo, que podríamos clasificar de crisol-adjetival de cientos de miles de lecturas, denota un gusto por lo romántico y lo fantástico bastante peculiar y soberbio (en el buen sentido de la expresión).

Claro que, el abajo firmante tampoco puede ser demasiado objetivo, ya que el Señor Ruiz es, ante todo, alguien a quien admiro, una criatura lúcida en un mundo de sombras. Y un gran amigo que lo demuestra cada día y al que se hace difícil no quererle.

¡Chapó!

Cayetano Gea Martín


Destierro

Avasallado por las inclementes mareas del destino, aquí me hallo hoy, privado de la sencilla calidez de las paredes de mi hogar, del reparador descanso al que solía entregarme cuando llegadas eran estas horas, e incluso de los amables azules (corporativos) que rodearon mi nacimiento a éste, ahora, mi mundo.

Desterrado, rodeado de cruel rojo (corporativo), perdido en las inconmensurables estepas, estériles y áridas, que, cual partida de carroñeros, rodean el dulce bosque de cristal y acero por el que, hasta ayer, paseaba feliz mi ignorancia en este lugar.

En esta mi fortuita reclusión, no encuentro solaz en pensamiento alguno que no sea que los minutos avanzan, inexorables, hacia las nocturnas horas, y que la luna, siempre amiga, y en ocasiones amante, traerá consigo la ansiada recompensa de mi fugaz liberación.

Y seré libre de volver a vagar (unas veces calmado, otras ansioso, todas ellas maravillado) por entre las cálidas raíces de mi amado bosque, surcando las distancias en el vientre de su metálica progenie, hasta que, al fin, cubierta del polvo del camino mi cansada figura, regrese al hogar...

... Y no pensaré en que el sol avanza inexorable, oculto y traidor, ni en que sus crueles rayos me devolverán mañana a este triste, y rojo (corporativo), erial.


Francisco Javier Ruiz Moreno

3 comentarios:

Lilith dijo...

No entiendo muy bien de los estilos...pero decirte, Javi, que me ha maravillado tu peculiar vision de las cosas, ya me gustaria a mi pasear por este bosque...Un abrazo, no, dos, para Javi y para ti Kay.

tamicabri dijo...

Esto es del Javi que yo conozco??
La gente que voy conociendo no deja de sorprenderme

Kay dijo...

Besos para ambas sendas dos... Finland prevails!